martes, 7 de febrero de 2012

Estudio comparativo de consumos de combustible entre los modos automotor y ferroviario y aproximación a la idea de desperdicio.

Retomando la idea planteada en la nota:

http://facundojavierfrattini.blogspot.com/2012/01/la-economia-como-sistema-el-transporte.html

Y de la necesidad de entender a los modos automotor y ferroviarios de transporte como complementarios y no como competitivos, de aprovechar las ventajas comparativas y/o competitivas que ambos tienen, y entendiendo a ambos modos como subsistemas del sistema de transporte, y a este ultimo como subsistema del sistema económico al cual debe servir.

En esta nota se realizara una estimación sobre los consumos comparados de combustible y utilización aproximada de personal, desde distintas ópticas, para ambos modos (en primera instancia para transporte de pasajeros), en base a información existente en el libro: “La Republica que perdió el tren” de Jorge Ruben Contestí, 2005.

Para luego, introducir la noción de desperdicio de la filosofía JIT (just in time), pero aplicada al sistema económico en su conjunto.

El autor, en medio de varios estudios, suministra los siguientes datos:

Una locomotora de 1300HP de potencia, es suficiente para traccionar un tren de pasajeros de 10 vagones.

Una locomotora de 1300HP de potencia, consume unos 115 lts de gas oil, por hora de marcha, o 1.27 Lts/Km.

Una locomotora de 1300 HP puede sostener una velocidad Standard de viaje de 90 Km/h.

La formación descripta (10 vagones + Locomotora de 1300HP) estándar con 2 clases diferenciales puede transportar aproximadamente unos 900 pasajeros.

Según el autor un omnibus de pasajeros, Standard, para largas distancias, tiene una potencia promedio de 260 HP.

Según el autor un ómnibus de pasajeros de 260 HP de potencia, tiene un consumo de combustible de 21 lts de gas oil por hora de marcha, o 0,2725 Lts/Km.

En este link, en el caso de Scania, se puede ver que las potencias en realidad, de los vehiculos que se comercializan en la actualidad, tienden a ser superiores.

http://www.scania.com.ar/Images/620_K%20380%20IB6x2_23_20100309_142521.pdf

Un micro Estándar puede llevar entre 35 y 50 pasajeros según el tipo de servicio, esto puede verificarse, o bien viajando y viendo las numeraciones de los asientos, o bien observando, la disposición de los mismos, en las paginas online de ventas de pasajes de las distintas compañías.

Ahora bien, si suponemos que la cantidad de plazas disponibles en un tren de pasajeros es de 900 y en un ómnibus de larga distancia es de 50*, podemos decir que para transportar en ómnibus los 900 pasajeros, son necesarios:

900Pas / 50 pas / micro = 18 micros

Es decir que para transportar los 900 pasajeros que puede llevar un tren (con una locomotora de 1300HP), son necesarios 18 micros (de 260HP). Es decir, se necesitaran (260HP x 18 micros) 4680 HP de potencia, para trasladar los mismos pasajeros que una locomotora de 1300 HP.

La relación es 4680 HP / 1300 HP = 3,6

Es decir, el modo automotor, necesita 3,6 veces mas potencia que el modo ferroviario para realizar el mismo transporte de pasajeros.

Es interesante aclarar que hablando de un mismo tipo de tecnología, en este caso motores diesel, es muy poca la diferencia de consumos, entre motores de diversas potencias, es decir, un HP en el Motor de la locomotora o en el del ómnibus, y posiblemente si buscáramos el de algún automóvil, necesita la misma cantidad de combustible (o bastante similar) para generarse.

Si en vez de considerar la potencia consideramos los consumos de combustible por hora de marcha, consignados por el autor (115 lts (por hora de marcha) para la locomotora de 1300 HP) y (21 lts (por hora de marcha) para un ómnibus de 260HP), los 18 omnibus necesarios para el transporte, consumirían:

21 lts x 18 = 378 Lts/hs

Si calculamos la relación:

378 Lts / 115 Lts = 3,28

Es decir, el modo automotor consume 3,28 veces mas combustible para realizar el mismo transporte de pasajeros.

Por ultimo

En la pag 443 Capitulo Logística y comercio exterior (Victor Hugo Saller) del libro “Argentina una visión actual y prospectiva desde la dimensión territorial” de Juan Alberto Roccatagliata se menciona:

El modo terrestre ferroviario: Posee mayor capacidad respecto de los demás modos (trenes (bloque de hasta 12000 ton), mayor flexibilidad para transporte combinado( Vagon-Barcaza, ferro transbordo en barcos porta vagones, Rail-in/ Rail-off, velocidad uniforme y variedad de tipos de carga (general y granel): su tiempo de transito hasta 1500 km plazo máximo de entrega 2-3 dias.

El rendimiento por litro de combustible en el ferrocarril, es de 147 ton-km / Litro en tanto que en el camión es de 37 ton-km / Litro.

De donde calculando la relación del rendimiento modal por litro de combustible se desprende que:

147 / 37 = 3.97

Por lo tanto por los 3 metodos de calculo de aproximación, podemos afirmar que el modo automotor, consume entre 3 y 4 veces mas combustible, que el modo ferroviario.

En cuanto al personal a bordo, según el autor, el tren de pasajeros, necesita dos maquinistas, un guarda, dos camareros (para el coche comedor) y dos asistentes, para subir y bajar maletas y otras tareas varias, incluyendo asistencia al pasaje.

Mientras que cada micro, (esto puede verificarse en algún viaje realizado) a medianas y largas distancias, lleva como mínimo, 2 conductores y un asistente.
Si pensamos en el transporte de esos 900 pasajeros, estamos hablando de 18 micros necesarios, por 3 personas a bordo, nos da, 54 personas, contra 7 que son necesarias para transportar y asistir a los 900 pasajeros.


Supongamos que, se desea brindar un mejor servicio, en el modo ferroviario, y esto implica disponer de mas personal a bordo, digamos en lugar de 7, 10 o 12 personas, son aproximadamente la quinta parte del personal necesario para realizar el transporte por el medio automotor.

Aproximación a la idea de desperdicio

Durante los 70, se creo en Japón un método de organización de la producción que dio en llamarse toyotismo, (claramente ocurre en la empresa toyota), es la evolución, del mas avanzado hasta ese entonces, método de organización de la producción, que fue el fordismo y desarrolla la filosofía JIT (Just in time), para el que tengo ciertas criticas**, como filosofía de trabajo.

Pero hay un concepto que traspolandolo al análisis actual, es de utilidad conocerlo, para luego obtener la conclusión de esta nota.

Este concepto es el de desperdicio, la filosofia JIT considera que todo proceso de producción (podría ser extendido a cualquier proceso de logística y producción de una cadena de suministros) debe evitar los desperdicios.

Y define como desperdicio, a todo aquel proceso o subproceso que mediante su realización, no le aportan ningún valor al cliente.

Esto puede ir desde un mal planificado lay out de la maquinaria de producción, hasta una mala elección de proveedor, almacenamiento excesivo, errores en producción, controles de calidad sobre producto y no sobre proceso, etc.

Debe considerarse, que en Argentina, los servicios de transporte son servicios publicos, y por ende no hay clientes, hay usuarias, la definición es perfectamente adaptable, para mas información sobre la nocion de servicio publico, ver la nota:

http://facundojavierfrattini.blogspot.com/2012/01/la-nocion-de-servicio-publico-los.html

Si volvemos a la información inicial y los cálculos comparativos sobre consumos de combustibles, y elegimos por ejemplo, una distancia de 500 km a recorrer con ambos modos para un transporte efectivo de 900 pasajeros.

Veremos que la formación ferroviaria, consume 1,27 Lts/Km de gas oil, lo que para 500 km, nos daria:

1,27 Lts/Km x500Km = 635 Lts*.


En cambio si tomáramos el mismo transporte en modo automotor, el consumo es de 0,2725 Lts/Km (por unidad corrida (eran 18 omnibus)), el consumo total, nos daria:

0.2725 Lts/Km x 500Km x 18 = 2452,5 Lts .


La diferencia entre ambos consumos es: 1817,5 Lts de Gas oil.

Entendiendo que por no contar con un sistema multimodal de transporte adecuado a las necesidades logísticas del sistema económico y/o del país, podemos decir que la realización del transporte de 900 pasajeros a 500 Km de distancia, por el modo que resulta menos eficiente, genera un desperdicio que implica quemar poco mas de 1800 lts de gasoil extra, sin necesidad, que no aporta, ningún valor al pasajero.

De igual, forma, implica la ocupación de 40 personas, que no serian necesarias para brindar ese servicio****.

Y debe quedar claro que ese costo extra (en ambos casos, consumo de combustible y personal), lo pagan directamente, los pasajeros, mediante el pasaje que abonan.

Pido a aquellos interesados en el tema, que no tomen esta nota como una opinión concluyente en lo hasta aquí tratado, a esta, seguirán otras, que irán abordando el tema Sistema de transporte como subsistema del sistema económico en forma complementaria.



* Debe considerarse que en general, la capacidad es en realidad inferior.

** Mis criticas al sistema JIT, las desarrollare en una nota sobre el tema, ya que no creo que el JIT, sea bueno para la economía considerada como sistema..

*** El autor hace un análisis pormenorizado, intentando arribar a costos muy precisos e incluye tiempos de maniobras de inicio y final de recorrido, y costos de lubricantes y otros, en este caso, el fin no es arribar al costo de brindar el servicio, sino comparar ambos modos y ver, la ineficiencia del sistema de transporte basado, en el no diseño de dicho sistema como un sistema multimodal.

**** Esto no implica la necesidad inmediata de una reconversión directa del modo automotor al ferroviario, la reconversión anterior e inversa, del modo ferroviario, al automotor, fue lo suficientemente traumática, como para que no hubiéramos o hubiésemos aprendido nada como sociedad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada